El queso cottage es realmente asqueroso

Esencialmente, es leche materna coagulada, proveniente de vacas encerradas que son embarazadas por la fuerza y cuyos bebés son arrancados de su lado. Una vaca madre normalmente amamantaría a su bebé hasta que tiene alrededor de un año de nacido, un periodo de tiempo en el que la madre y su hijo forman lazos estrechos. Cuando las vacas son utilizadas por su leche, este proceso nunca llega a suceder. Las vacas madres nunca volverán a ver a sus bebés después de que se los han quitado.

La quimosina, una enzima que proviene del revestimiento del estómago de los becerros, a veces es utilizada para hacer que la leche de vaca se solidifique formando una mezcla amarillenta de cuajada y suero. Esta enzima a menudo proviene de los becerros machos que son asesinados para obtener carne de ternera cuando tienen apenas entre 18 y 20 semanas de edad.

No sólo es leche materna y ácido estomacal, el queso Cottage también contiene pus. Así es, las ubres de las vacas a menudo desarrollan infecciones bacterianas dolorosas debido a las máquinas que la industria utiliza para ordeñarlas. Las secreciones de las ubres infectadas terminan mezclándose con el producto final que venden en las tiendas.

 

Sí, en serio, es así de asqueroso—y lo mismo que tiene el queso cottage también lo tienen los demás quesos, la mantequilla, el yogur y el helado hechos con leche de vaca. ¡Solo di que no!

¿Estás considerando ser vegano? ¡No hay mejor momento que ahora mismo! Regístrate en nuestro programa de Mentores Veganos para que se te asigne a alguien que puede ayudarte durante el proceso de transición:

Quiero un mentor vegano